Caída, perdida de volumen, pelo fino y opaco.

Comenzamos con la caída estacional del otoño pero este no es el único motivo por el que el cabello se cae.
Hay personas que llevan años sufriendo este problema y debido a ello su pelo ha perdido volumen, densidad y brillo.

Hoy os voy a intentar ayudar a saber cual puede ser la causa y el origen del problema.

Estas son algunas de las causas más frecuentes que sin saberlo, afectan directamente a la caída.
- Anticonceptivos
- Antidepresivos
- Caries en la boca
- Alimentación inadecuada
- Estrés
- Enfermedad hormonal
- Cambios hormonales por maternidad o lactancia.



El estrés conlleva un estado emocional alterado y por lo tanto las hormonas sufrirán una variación como si tomásemos anticonceptivos, o por ejemplo hubiéramos dado a luz.

Otro factor muy importante para una caída abundante es el estrés pos-traumático. Tras un shock emocional, el cabello cae e incluso puede cambiar a blanco.
En este caso el cabello comenzará a caerse dos o tres meses tras el shock, debido al ciclo evolutivo del cabello.
Cuando este muere todavía está adherido a folículo piloso durante unos 60 días, entonces es cuando consigue desprenderse poco a poco y caer.
Por otra parte lo primero que tenemos que pensar también es que somos lo que comemos y cualquier déficit pasará factura a nuestro cuerpo.
El cabello está formado por una proteína que es la queratina.
Para que esa proteína no deje de fabricarse de forma definitiva, hay que ayudarle con proteínas externas.
Las mejores proteínas son las animales y las de la soja fermentada ya que son las que mejor asimila nuestro cuerpo.
Las vitaminas del grupo B también son imprescindibles para el buen desarrollo y cuidado del cabello:

Levadura de cerveza, quesos, huevos, yogurt, carne de cerdo, pescado, alubias y legumbres en general.

Los minerales como el magnesio y el zinc también son imprescindibles para una buena alimentación capilar.
Ostras, berberechos, cacao, plátano, almendras y nueces.


En la dieta diaria se debe de introducir varios de estos alimentos. Pero es muy importante mirar la forma de procesado, por ejemplo: las almendras intentar que sean crudas y no fritas con miel o demás condimentos a modo de snacks.
Por otra parte, el cabello siempre deberá de estar bien nutrido e hidratado externamente con productos adecuados, un cabello rígido, tenso y no elástico, crecerá de forma débil y se partirá.
Muy importante es beber abundante líquido durante el día para cuidar el cabello de la misma forma que lo haríamos con la piel.
No podemos pretender tener una piel jugosa e hidratada, ni un cabello elástico, brillante y sano si no le aportamos la suficiente agua.
La falta de lluvia provoca sequía, la falta de agua en el cuerpo también.


Por otro lado aunque los problemas se sanan desde el interior, siempre es mejor cuidar el cabello con unos productos que le vayan a ir bien y le vayan a aportar algún beneficio que no ninguno.

Lavar con un champú con Magnesio y Zinc o Arginina (aminoácido que forma parte de la proteína).
Este es un buen Champú con Magensio y Zinc

Este es un buen Champú con Arginina

Este tipo de champús se deben de dejar unos 10 minutos de exposición para que puedan realizar su función.
Tras ellos el mejor cuidado para el cabello es un complejo vitamínico específico.
Las ampollas stimulating tienen una composición rica en aminoácidos, vitaminas y minerales.
En este enlace se pueden ver todos sus beneficios y su composición.

La línea Stimulating de Simply Zen Zone es famosa por sus grandes propiedades, beneficios y resultados frente al problema de la caída. Puedes ver su magnífica composición en este ENLACE.

Productos para aplicar e intentar recuperar el volumen que la caída ha provocado hay muchos, pero mi deber es recordaros que esto es una forma de maquillar el problema.

Es como si nos ha salido un eccema en la frente y cada mañana aplicamos maquillaje, nos veremos mucho mejor pero lo idóneo es recuperar la salud de esa piel poco a poco hasta que vuelva a ser la misma de antes.

Cierto es que con un buen maquillaje estaremos más favorecidas frente al espejo y es un buen complemento de ayuda hasta que el problema se solucione.
Pero insisto que lo primero que hay que hacer es saber el origen del problema y cuando este sea identificado poner remedio para su curación.

Así que ya sabéis, lo primero es descubrir el origen del problema y después poner remedio para estar bellas tanto por dentro como por fuera.
Image and video hosting by TinyPic
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...